Cómo equilibrar su trabajo con el cuidado de su ser querido

Con toda seguridad su carrera hoy día le exige gran cantidad de tiempo y de energía. Usted tiene todo bajo control y está contento con la estabilidad alcanzada entre su trabajo y su vida personal. Así las cosas, nunca habría optado por tomar otro trabajo porque en realidad no hubiera sido una buena decisión.

Se le impuso la labor de cuidar a un ser querido. Sin embargo, como ocurre con cualquiera otra responsabilidad, es muy importante para usted dar lo mejor de sí mismo, sin excusas. No obstante, todos tenemos límites y de alguna forma algo debe suceder.

Dos lugares al mismo tiempo

Entendiendo que no puede abandonar su trabajo, usted debe tomar decisiones para identificar sus límites y para organizar un sistema para seguir logrando sus metas. Con el tiempo cuidar a una persona con Alzheimer no se hace más fácil, solo se hace más difícil. Sin este sistema, el desempeño en su trabajo y el cuidado de su ser querido se verán impactados negativamente.

Según un informe de 2013 emitido por la Asociación del Alzheimer, el 65% de los cuidadores de enfermos con demencia con remuneración señalaron que debían ingresar a su trabajo tarde, dejarlo temprano, o pedir permiso. Me imagino que el otro 35% tiene un esposo o un hermano que se encuentra en el rango del 65%. Además, el informe indica que el 20% debe pedir permiso para ausentarse del trabajo.

La información es poder

A menos que el equipo administrativo de su empresa tenga experiencia con el cuidado de personas con Alzheimer, ellos serán inflexibles con respecto a su situación personal. Esto se ve especialmente en los hombres quienes por lo general no son vistos en un rol de cuidador. Debido a la falta de información de sus superiores, es necesario que usted se adelante a ellos. Estudie las políticas del empleador en relación a períodos de ausencia y de entrega de cuidados a un ser querido. Si las políticas escritas son confusas, podría dirigirse al departamento de recursos humanos para pedir más información.

Asimismo, ocupe su tiempo investigando las leyes estatales y federales relacionadas con el cuidado a un ser querido. Ya que las leyes son más complicadas, use este enlace,  Eldercare.gov, para encontrar el departamento de estado del lugar donde vive en el tema del envejecimiento y simplemente llámelos por teléfono.

El tamaño de la compañía es importante

Mientras más grande sea la empresa en la que usted trabaja, lo más probable es que sus políticas lo beneficien. Por el contrario, mientras más pequeña sea la compañía, lo más probable es que sus políticas no lo beneficien. Además, las leyes tienden a ser diferentes dependiendo del tamaño de la compañía. Por ejemplo, el Acta de Permiso Médico y Familiar (FMLA por sus siglas en inglés) de 1993 entrega beneficios para todos los empleados que trabajen en empresas con 50 o más empleados. Esta ley garantiza a los trabajadores 12 semanas de permiso no pagado con completa retención de beneficios médicos y dentales. Para más información sobre el FMLA, revise el enlace al final de este artículo.

Organícese

Usted no puede anticipar cómo lo afectará su labor de cuidador sino hasta cuando entienda la situación de su ser querido. Necesita sentarse y analizar sus necesidades y sus recursos (que se explican en el siguiente paso al final del artículo). Esta planificación implica trabajar duro, y como ocurre en cualquier plan, deberá ajustarla cuando sea necesario.

Una vez que esté preparado, converse con su supervisor. No lo aborde diciendo cuál política es y cómo va a funcionar. En lugar de eso, simplemente cuéntele sobre su situación. Introduzca el tema. Deje que lo piense. Tan pronto surja la necesidad, trate de informarle a su supervisor por anticipado. Las ausencias no planificadas es lo que causa más problemas con la administración.

Equilibrar su carrera con el cuidado de una persona con Alzheimer no será una tarea fácil. A veces, usted deberá establecer prioridades lo que significa que tal vez algo no marchará tan bien como lo esperamos (o como lo espera su supervisor). Si puede, por el contrario, minimizar estas dificultades preparándose y organizándose para potenciar sus responsabilidades de cuidador.

Este enlace lo llevará al sitio web del Departamento de Trabajo de los Estados Unidos donde podrá encontrar más información relacionada con el FMLA, en especial la hoja informativa 28 al final del texto.

Family and Medical Leave Act

Sobre el autor: Mike Good es el fundador de “Together in This”, una comunidad en línea que apoya a los miembros de las familias que cuidan a personas con Alzheimer u otros tipos de demencia. Por medio de artículos cortos e informativos y de herramientas fáciles de usar, como “Una guía introductoria de la enfermedad de Alzheimer”, Good ayuda a esta comunidad a asumir responsabilidad y a tener tranquilidad al saber que están haciendo lo correcto.

 

Posted in Circulo de Cuidado.